Monthly Archive octubre 2018

PorGema

Terapia online: ventajas e inconvenientes

Si hay algo que ha emergido como un huracán y parece no tener marcha atrás es la era Internet. Las nuevas tecnologías de la información y comunicación han irrumpido en nuestras casas para quedarse, además ha salpicado a todas y cada uno de las profesiones existentes hoy día, entre las cuales se encuentra la psicología.

Es entonces cuando la terapia online es una buena herramienta para dar respuesta a las nuevas necesidades que surgen en la actualidad. Tanto si tienes problemas para desplazarte como si no, la opción de la terapia online tiene unas merecidas ventajas que destacamos a continuación:

Podemos hacer terapia independientemente de tu localización geográfica. Tan solo necesitamos un ordenador con conexión a Internet y acceso al programa gratuito de videoconferencia Skype que puedes descargar fácilmente desde aquí.

Ahorro de tiempo en desplazamientos y dinero. No tienes que desplazarte a la consulta y además si contratas el bono de 5 sesiones la terapia online supone un ahorro económico importante respecto a la presencial. Esta opción es muy escogida por personas con agendas muy apretadas y que no quieren dejar pasar la oportunidad de realizar terapia.

Mayor intimidad cuando aún no lo ves claro. A veces sentimos que nos falta determinación para acudir presencialmente a un terapeuta, es entonces cuando puedes beneficiarte de la terapia online obteniendo grandes avances desde la intimidad y comodidad de tu hogar.

Hay personas que tienen problemas para relacionarse o que sienten mucha vergüenza del conflicto que están padeciendo. El simple hecho de estar en casa, va a acercar a “atreverse” y dar el paso hacia una terapia virtual. Un estupendo ejemplo seria el de una persona adulta con fobia social que no es capaz de relacionarse de forma funcional con otras personas.

Agenda apretada. Trabajo, casa, niñxs, colegios, gimnasio, compra… ¿te suena?. A veces es necesario buscar un rincón, un hueco entre tantos compromisos y obligaciones para consultar con un terapeuta aquello que nos provoca malestar. Hoy día, gracias a la terapia online no hay excusa para no querer solucionar nuestro malestar.

No todo es positivo, como profesional hay que exponer también las desventajas. Hay quien opina que “como en casa en ningún sitio”, ya que desde casa se sienten en un lugar seguro para realizar terapia. La realidad es bien distinta, ya que el hecho de estar en tu hogar te puede proporcionar una falsa sensación de seguridad que puede ralentizar tu progreso terapéutico, actuando así tu casa como un lugar de falso confort que te impide sincerarte al máximo.

Pueden surgir pequeñas interrupciones durante la terapia como por ejemplo que llamen a la puerta o que otra persona se encuentre en tu domicilio mientras realizas la sesión. En este caso, podrías sentirte lógicamente cohibido y no expresar tus sentimientos entorpeciendo así el progreso terapéutico.

La sesión online es menos cercana. Una sesión online es irremediablemente más fría que una sesión presencial. En consulta solamente es necesaria la presencia del terapeuta, el paciente. Reunirse en el mismo espacio físico provoca generalmente una mejora a nivel inconsciente por parte del paciente, ya que el ritual de desplazarse a una hora determinada al despacho del terapeuta ya actúa como proceso de cambio.

Menor comunicación no verbal, dado que en una sesión a través de videoconferencia el lenguaje no verbal como por ejemplo, ciertas posturas, gestos o movimientos, pueden pasar más desapercibidas que en una sesión presencial.

No es apta para todos los públicos. Un niño que presenta problemas de impulsividad o una niña que tiene dificultades en el aprendizaje escolar, no podrían beneficiarse de este tipo de terapia, dado que se necesita percibir al paciente con todos los sentidos y realizar una serie de tareas, como por ejemplo el juego simbólico, que en ningún caso se podrá realizar mediante una sesión online. Tampoco es conveniente para un señor de avanzada edad que quiere comprobar su estado cognitivo. Es imprescindible un correcto abordaje presencial en el que se pueda administrar pruebas y ejercicios que ayudaran a realizar una correcta evaluación y diagnostico.

 

 

En definitiva y teniendo en cuenta tanto las ventajas como inconvenientes que presenta la terapia online, podemos afirmar que para una gran multitud de casos puede ser una gran herramienta. Gracias a la terapia online, con una simple conexión a Internet y un dispositivo adaptado será suficiente.

Así que si eres adulto y tus opciones son realizar terapia online o no acudir a un profesional (por la limitación que sea), te recomiendo encarecidamente que pruebes alguna sesión de terapia online para ver como te sientes. Quizás en tu caso satisface tus necesidades y deseas continuar, o tal vez te sirve como empujón hacia una terapia presencial.

Si deseas más información o quieres reservar cita previa para una sesión online consulta aquí

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: